Cómo formar un grupo Renacer

Aquél que mira hacia afuera; sueña.
Aquél que mira hacia adentro; despierta.

Carl Jung

Cómo formar un grupo Renacer

A los papás y/o mamás que decidan fundar un grupo Renacer les decimos que iniciarán un camino lleno de amor, lleno de fortalecimiento y lleno de esperanza. Para formar un grupo no es necesario solicitar ningún tipo de autorización. No se requiere permiso de nadie, ni se pide formar parte de ninguna asociación ni civil, ni política, ni religiosa, ni social. Sin embargo es indispensable asumir el compromiso ético de seguir los principios enunciados en “Esencia y fundamentos de Renacer” para lo cual es muy necesario consultar continuamente la página electrónica de Renacer Argentina.


En caso de que así no lo hiciesen la condena solo puede ser moral, ética y de la propia conciencia de sus integrantes porque Renacer NO TIENE PERSONERIA JURÍDICA y por lo tanto no va a actuar contra nadie porque ningún padre está por encima de los demás. (Juan Francolino)


Es decir, básicamente sólo se requiere tener la disposición de DAR. ¿Qué damos? Damos ayuda para encontrar un nuevo sentido a nuestras vidas ante la ausencia de lo más querido para nosotros: nuestr@s hij@s, que ya no están más con nosotros.


Esencia y fundamentos de Renacer


1. El sufrimiento no es una enfermedad
2. El grupo se debe, por encima de todas las cosas, a los padres nuevos y a los que más sufren
3. El sacrificio y el esfuerzo deben ser personales
4. La tarea de Renacer es solidaria y gratuita
5. Renacer no se identifica con causa alguna más allá de su misión
6. Renacer no tiene preámbulos
7. Objetivos de Renacer
    A) Enfrentar el dolor (la realidad dolorosa)
    B) Aprender de esta realidad que nos toca vivir
    C) Otorgar al sufrimiento un sentido, y en este proceso
    D) Dar un nuevo significado a la vida.
8. La más absoluta horizontalidad y abarcabilidad de los grupos
9. No tenemos personería jurídica
10. Porque Ayuda Mutua y no Autoayuda


Es muy importante conocer muy bien la esencia y fundamentos de Renacer para lo cual es indispensable profundizar en esta información disponible en Schneider A., Berti G., “Esencia y fundamentos de Renacer”, Río Cuarto, 2002, dirección electrónica: https://gruporenacer.wordpress.com/sobre-los-grupos-renacer


Algunas observaciones y sugerencias


Con base en nuestra experiencia en la Ciudad de México nos permitimos hacer algunas observaciones y sugerencias.

  •  Los grupos Renacer están integrados por padres y/o madres que se reúnen voluntariamente con una periodicidad fijada por el mismo grupo. Esta puede ser semanal o quincenal por ejemplo.
  •  El objetivo de las reuniones es intercambiar experiencias con el fin de lograr un crecimiento personal que nos permita asumir la vida dignamente y no hacer a nuestros hijos nuestros verdugos.
  •  Renacer no tiene un carácter confesional, de tal modo son bienvenidos papás y mamás de cualquier religión o de ninguna. Por lo tanto es indispensable ser respetuosos de las creencias de todos y todas.
  •  Las opiniones vertidas en el grupo deben ser siempre a título personal ya que nadie posee la verdad absoluta. Al compartir nuestras experiencias, siempre lo haremos con el fin de dar algo positivo que ayude y fortalezca a los demás.
  •  Renacer no es un grupo de ayuda profesional. Si alguno de los miembros del grupo requiere ayuda de un especialista debe buscarlo por cuenta propia.
  •  Los grupos Renacer están integrados por padres, madres que han perdido hijos por fallecimiento y por los familiares más cercanos a éstos. No es recomendable que se acepten en los grupos personas con otro tipo de pérdidas como pueden ser quienes han perdido a sus esposas o a sus esposos, por ejemplo, ya que precisamente su pérdida es de otra índole.
  •  Si se propone la asistencia de alguna persona especialista en algún tema para compartir con todo el grupo, debe solicitarse la aprobación de todo el grupo para que la experiencia pueda resultar positiva. Las imposiciones no caben en un grupo de ayuda mutua, por mejor intencionadas que estas sean.
  •  No nos comparemos, ni para bien ni para mal. Las vivencias y sentimientos de cada persona son únicos y no pueden, ni deben ser equiparados con otras experiencias. Nadie está mejor o peor que los demás, tod@s vivimos de manera personal nuestra experiencia y no existe una verdad única. No olvidemos que la muerte, que llego a nuestras puertas, es la misma para todos y que el dolor y el sufrimiento que nos ha dejado es el peor para cada uno de nosotros. Nuestro dolor no es ni más grande ni menor al de los demás integrantes del grupo, nadie sufre más ni nadie sufre menos, todos perdimos lo más querido y enfrentamos lo peor.
  •  Si voy a hablar debo ser respetuos@ de los demás; no todos creemos lo mismo, no todos pensamos igual, no todos sabemos lo mismo, no todos compartimos las mismas ideas y creencias. Al hablar debo pensar lo que voy a decir y, sí lo que voy a decir puede lastimar a alguien, mejor no lo digo.
  •  Las reuniones no deben ser muy largas (se sugiere un máximo dos horas y media) y los asuntos a tratar en ellas deben estar enfocados a compartir experiencias positivas. Aunque es posible que en las sesiones se externen sentimientos de dolor, frustración o enojo, la catarsis no debe fomentarse.
  •  Es recomendable que la coordinación de cada una de las reuniones no recaiga siempre en una misma persona. Los grupos Renacer no tienen coordinadores fijos.
  •  Los coordinadores de cada sesión son responsables de que en esta se observen la esencia y fundamentos de Renacer y de que todos los padres y/o madres tengan las mismas oportunidades de expresarse. Nadie debe acaparar el uso de la palabra.
  •  Si alguien propone la lectura de algún texto, se recomienda que sea corto y que permita expresar opiniones al respecto de ella. Lectura largas dispersan la atención, lecturas cortas generan la reflexión.
  • Las intervenciones o participaciones no deben ser muy extensas y todos deben tener la oportunidad de expresarse de manera breve y con respeto por lo expresado por los demás.

¿Cuáles son las principales características del Grupo RENACER? Paridad

Gustavo: El otro aspecto que forma parte de la esencia es la paridad. Estos son grupos de pares absolutamente horizontales. Todos compartimos la misma tragedia. Todos hemos perdido un hijo y entramos al grupo no por voluntad nuestra sino por un hijo que parte. La paridad absoluta está dada por el hecho de que la presencia del otro es absolutamente necesaria.

¿Qué grupo puede haber si estoy yo solo?

Entonces necesito que haya otro enfrente de mí. Por lo tanto, esto es una cuestión de sentido común, debo yo cuidar más al otro padre para que siga viniendo, que a mi mismo. Entonces yo estoy más dedicado al otro que a mi mismo. Y en esta dedicación a la cual yo trasciendo y me pierdo en el otro, es necesario que haya una justicia que limite eso, que evite que yo me pierda absolutamente en el otro. Que continuemos siendo unidos, que continuemos estando en comunión, pero que yo no desaparezca. Debo darle un mensaje de esperanza, un mensaje de que se puede seguir viviendo, de que se puede encontrar sentido.

El tema de Renacer se basa en que los grupos no deben imponer valores a los participantes, para eso es necesario que cada padre haga su proceso, a la vez en comunión con el otro, en libertad para elegir el camino que él va a tomar, digamos, en homenaje, en recuerdo a la memoria de su hijo, sin que influya ningún coordinador ni ninguna cosmovisión, porque los grupos son ecuménicos, entonces es necesario que exista la libertad.

Sin libertad no puede haber grupos.

Si alguno de ustedes decide formar un grupo les solicitamos, si están de acuerdo, nos envíen los datos para incluirlos en sección de Contacto de nuestra página web.